Regional, Nosara, Sucesos

Avioneta con drogas habría despegado antes de lo previsto por presencia policial

This post is also available in: English

La avioneta que se estrelló en una finca privada en la localidad de Delicias de Garza este jueves 7 de marzo, habría despegado antes de lo planeado gracias a la alerta de vecinos a la Fuerza Pública.

 

Roxana Díaz, vecina que vive a 800 mts de la pista de aterrizaje de donde despegó la avioneta, dijo que a las 4:30 pm, ella, su marido y su madre vieron una avioneta “que bajó entre los árboles” y creyeron que se había estrellado, cuando en realidad estaba aterrizando. Ellos desconocían que allí existía una pista privada.

 

Es la primera vez que escuchamos una avioneta, pensamos que era un accidente”, dijo Díaz.

 

Los Díaz corrieron al portón de acceso de la propiedad donde había bajado la avioneta, cuando se encontraron con un hombre que estaba trabajando en la entrada. El portón tenía candado y el joven les respondió que “él no había visto nada, que no pasaba nada fuera de lo normal y que la avioneta se había ido”, narró Díaz.

 

Sin embargo, otros vecinos también habían creído que esa avioneta se había estrellado y llamaron al 911 para denunciar el supuesto accidente. Así es que minutos después de que la familia Díaz le insistía al joven que los deje pasar para,  llegó a la entrada de la finca una patrulla de la Fuerza Pública de Sámara con dos oficiales y comenzaron a hacerle preguntas al muchacho de la entrada.

Diez minutos después, se escucha el despegue de la avioneta.

 

Cuando llegó la policía a averiguar si había un accidente, la avioneta despegó”, dijo Díaz, “deben de haber sido 20 minutos después de aterrizar”.

 

Luego, Díaz y los demás escuchan el estallido, los oficiales se montaron a la patrulla, y ella y su marido corren por el bosque en dirección al lugar donde cayó el vehículo. Fueron de los primeros en llegar pero la avioneta ya estaba en llamas.

 

La caída de la avioneta

 

Ryan Bombard, capitán de Bomberos Nosara, recibió llamado a las 5:39 pm del 911, pero cuando llegó al lugar, a las 6 pm, ya la avioneta estaba “completamente quemada hasta el suelo”.

 

Motor del Cessna en el lugar del accidente. Foto por Bomberos de Nosara

 

Minutos más tarde, llegaron tres bomberos de Nicoya, la Cruz Roja de Nosara y “todos los tipos de policía que se imagine: OIJ, Fuerza Pública, Turística, todos”, dijo Bombard.

 

En la avioneta lograron identificar dos cuerpos incinerados y paquetes de drogas en lo que quedaba de la parte de atrás de la avioneta, un Cessna monomotor.

 

En la página oficial de Cessna,  se especifica que este tipo de avionetas puede soportar hasta un máximo de 581 kg. Según las medidas estándar de aviación civil, el peso promedio de dos personas es de 160 kg,  la cantidad de cocaína encontrada es de 50 Kg, por lo que se podría descartar la teoría que el peso extra fue el motivo del accidente.

 

La propiedad donde cayó la avioneta está a unos 600 mts aproximadamente de la ruta 160, entre las comunidades de Barco Quebrado y Playa Garza, en la zona conocida como Ferco. En el lugar del accidente hay una casa del cuidador y un pequeño claro.

 

Si bien la finca está a nombre de Roberto Suárez, un finquero conocido en la zona, de 75 años aproximadamente y quien es también dueño de dos gasolineras y varias fincas más, al parecer Suárez la vendió meses atrás a extranjeros.

 

La Voz de Guanacaste intentó hablar con familiares de Suárez para confirmar la venta, pero los celulares tienen contestadores automáticos.

 

Bombard explicó  que la avioneta se estrelló primero contra varios árboles, por lo que perdió parte de un ala, y luego contra un poste de cemento de unos 70 cm de altura que estaba en el suelo.

 

«Creo que las personas ya estaban muertas cuando se prendió fuego el avión», dijo Bombard.

 

Los sospechosos

 

En los últimos dos días, específicamente desde el lunes 4 por la noche, Anais Rodríguez se preguntaba qué estaba sucediendo en las cabinas del Restaurante Vega Mar, contiguo a su casa.

 

Vimos movimiento de carros, una Hilux negra, otra camioneta de cajón, un carro cerrado, salían solo de noche y algunas veces vimos que llevaban neveras y las pasaban de un carro a otro”, dijo Rodríguez.

 

Caseta del guarda en finca donde esta pista ilegal de aterrizaje y la Toyota Hilux negra. Foto por Betsy Chavarría.

 

Al mediodía del jueves 7 de abril, unas horas antes del accidente con la avioneta, la vecina vio salir del restaurante unos cinco carros en fila, en ellos vio a una mujer.

 

Esas personas habían dicho que estaban en la zona buscando comprar una finca grande pero cuando un vecino empezó a preguntar más, le dijeron que se quede callado”, agregó Rodríguez.

 

Ella también fue sorprendida ese jueves a las 4:30 pm cuando escuchó una avioneta pasar bajo y también creyó que se había estrellado.

El avión hacía pum, pum, pum, como cuando no hay más gasolina, y aquí todos pensamos que se había estrellado, luego lo oímos volver a salir, también haciendo ese ruido como que no tenía gasolina y es ahí que escuchamos la explosión”, expresó Rodríguez.

 

En la propiedad donde está la pista de aterrizaje ilegal, se encontró un camión con una escopeta, una subametralladora UZI, $45.000, una camioneta Hilux negra con otros 50 kg de cocaína y 2 sacos más de droga. Un total de 110 kg encontrados hasta el momento.

 

También habían 9 pichingas vacías que tenían gasolina.  

 

Jeison Vargas, jefe de la Policía Turística de Nosara, asegura que “rara vez estos maleantes dejan la droga y el dinero botado, algo pasó”.

El vuelo no estaba registrado con Aviación Civil y se desconocía la ruta a tomar.

 

Las dos personas dentro de la avioneta y los 4 hombres que fueron vistos en la comunidad son de nacionalidad mexicana, la mujer es costarricense.

 

No se pierda las últimas noticias de Guanacaste.

Suscríbase a nuestro boletín

Comentarios