Entretenimiento

Italia 90: tres noches de fútbol, palomitas y sabor a victoria

This post is also available in: English

La agenda de un fin de semana en el cantón de Nicoya puede incluir una ida a la playa, un paseo en la montaña o bien ir a comer a un rico restaurante; sin embargo, ir a ver una película al cine pudiese ser imposible.

A pesar de que el cantón no cuenta con salas de cines, los distritos de Nicoya, Nosara y Sámara tuvieron este fin de semana del 13 al 15 de junio, la posibilidad de ver la película Italia 90, dirigida por el cineasta costarricense, Miguel Gómez. La actividad fue una iniciativa del periódico La Voz de Guanacaste en conjunto con el Festival Caricaco.

Los primeros en disfrutar la cinta fueron los nicoyanos, quienes convirtieron la Casa de la Cultura en un verdadero cine.

Minutos antes de las 7 p.m., empezaron a llegar los primeros asistentes, quienes se tomaron en serio la idea de que sería un viernes de película y sacaron sus mejores galas, y por supuesto, un buen perfume.

Mientras algunos aprovechaban para escoger el mejor campo, otros disfrutaron de las ventas de comidas, en beneficio de la Escuela de Música de Nicoya. Palomitas, gallos de salchichón y refrescos gaseosos, fueron parte de menú.

A eso de las 7: 30 las luces del recinto se apagaron y apareció en el escenario el productor del filme, Miguel Gómez, quien agradeció al pueblo guanacasteco el haberse tomado el tiempo para ver una película de su autoría.

Como si fuese un cine de verdad, algunas parejas aprovecharon tomar los últimos lugares y hacer de esa noche una cita romántica en compañía de la heroica tricolor que jugó en aquel mundial de 1990.

Para el nicoyano, Yamel Campos, la cinta costarricense está cargada de emotividad y pincela una parte humana de los jugadores, a los que no se acostumbra conocer.

“Me pareció que los personajes están muy bien construidos. Obviamente uno recuerda poco… Uno está acostumbrado a ver a personajes como el Chunche, que ya es una personalidad y es una referencia, pero es muy simpático verlo interpretado por otra persona”, comentó.

Por su parte, Cristina Campos comenta que disfrutó la parte emotiva del filme, pero hubo aspectos técnicos que no la conquistaron.

“Me gustó bastante, aunque no disfruté mucho la fotografía, él (Miguel Gómez) tiene fotografía muy bonita. Realmente no sé si es un asunto de edición y por haber usado cinta tan vieja, entonces me molestaba un poco. He visto mejor fotografía en otras películas que él ha hecho”, dijo la guanacasteca.

La primera función logró reunir a unos  80 guanacastecos, que aprovecharon la presencia del director para tomarse algunos “selfies” e intercambiar palabras.

Cine en las costas

A Nosara el turno le tocó  el sábado 14, día histórico para Costa Rica, pues después de 54 años una selección mayor de futbol logró derrotar a un país campeón del mundo.

El victorioso marcador de 3-1 en contra Uruguay, hizo que los nosareños disfrutaran el filme con un sabor de gloria y de esperanza en sus miradas.

El bar y restaurante Rancho Tico fue el encargado de recibir a más de 30 personas, que se reunieron a disfrutar la cinta, vestidos con la camisa de la Sele.

Comenzada la película, un apagonazo de casi 20 minutos puso en suspenso a los asistentes y hasta a los encargados del evento, quienes por un momento anunciaron que se podría posponer la función. El regreso de la luz, fue casi similar a la emoción del primer gol que anotó  Joel Campbell que en el mundial, pues los espectadores aplaudieron y gritaron como la hincha tica en gradería de sol.

Al final de la presentación, Gómez agradeció la presencia de los nosareños y aseguró que había recibido un mensaje desde Brasil, que le afirmaban que los seleccionados habían tenido la posibilidad de ver la película antes del juego contra Uruguay.

Para el domingo 15, la noche futbolera era para los pobladores de Sámara, en donde unas 30 personas  asistieron al restaurante Rancho de la Playa.

Algunos aprovecharon la actividad para culminar los festejos del Día del Padre. Tal es el caso de Darwin Pérez, quien estuvo acompañado de su esposa y de sus hijos.

“Para mí es muy bonito poder compartir con mi familia en el Día del Padre, viendo la película de Italia 90, que para mí fue el mejor mundial que hemos tenido”, contó Pérez.

También la familia tenía un motivo muy especial para celebrar, pues José Miguel Pérez, uno de los hijos,  festejaba su cumpleaños. Peréz  nació el mismo año del mundial de Italia y el domingo cumplía 24 años.

“Yo había escuchado de los resultados, que habían pasado a octavos de final, pero ahora con la película conocí todo lo que vivieron los jugadores y todo el proceso de convocatoria”, dijo el cumpleañero.

La presentación de Sámara fue la única que no contó con la presencia del cineasta costarricense; no obstante, eso no fue motivo para que las risas y los suspiros salieran, al ritmo que caminaban las escenas.

Reciba de forma gratuita el resumen de las noticias más importantes de Guanacaste.

Dejanos tu correo

Comentarios