Galería

Las casas de Nicoya y Santa Cruz atesoran arte, historia y cultura

This post is also available in: English

La modernidad y el paso del tiempo parecieran ir borrando poco a poco la historia y tradiciones que alguna vez estuvieron tan vivas en la provincia de Guanacaste.

Una de ellas es la arquitectura, legado cultural que se observa en las calles a diario y al cual cualquier persona tiene acceso. En ella se preserva la esencia del pasado, una huella de lo que alguna vez fue.

La Voz de Guanacaste capturó la esencia de la arquitectura vernácula guanacasteca que data desde hace más de 150 años. La arquitectura vernácula es aquella que se constituye como la tradición regional más auténtica y cuya característica es adaptarse al medio ambiente local.

La muestra se realizó por las calles de Nicoya y Santa Cruz en compañía del arquitecto guanacasteco Mauricio Quirós, quien explicó que la mayoría de estas casas fueron elaboradas con técnicas criollas, a punta de machete artesanal, con especies de madera muy dura y pocos clavos. A simple vista, pareciera ser una arquitectura sencilla, pero tiene mucho detalle al observarla con detenimiento.

Marcos y rodapiés que perfilaban las fachadas y el interior. Corredores para tertuliar y ventanas corredizas. Pisos de madera, pisos de tierra y algunos detalles decorativos de influencias europeas. El color original era el de la madera, pero actualmente se distinguen por sus colores vibrantes.

Estas edificaciones se dejaron de construir poco después de la década de los 50’s; desde entonces, algunas siguen siendo casas de habitación y conservan sus características intactas. Otras parecieran ser bombas de tiempo esperando para ser demolidas, mientras que algunas siguen con vida funcionando como pensiones, museos o pulperías. 

Reciba de forma gratuita el resumen de las noticias más importantes de Guanacaste.

Dejanos tu correo

Comentarios