Nosara, Entretenimiento, Sin categorizar

Martes de música en el Gilded Iguana cumple 10 años

This post is also available in: English

Todos los martes el pueblo de Nosara ya sabe que debe apersonarse a Gilded Iguana si no quiere perderse la noche de música en vivo. Esta tradición comenzó en el 2001, hace diez años, cuando la escena musical era prácticamente inexistente en Nosara.

«Las personas estaban sedientas por música en vivo», recuerda Steve Coan, quien junto con Joe Davis, son considerados los pioneros fundadores de la música en vivo en Nosara.

En ese entonces, Coan, llegado a Nosara en 1999 luego de culminar su carrera en aviación en Florida, desempolvó su guitarra marca Ovation y junto con otro guitarrista, David Cox, un mochilero de California, realizaron el primer concierto en la Iguana. Este tuvo gran acogida y un público generoso. «Nadie podía oírnos pero todo el mundo la pasó bien», recuerda Coan.

«Jungle Joe» Davis, quien también se mudó a Nosara ese mismo año luego de una carrera en manejo de aguas en Florida, encontró el clima propicio para mostrar su talento y trajo consigo un sistema de audio para beneficio del grupo. Su inclusión en el grupo terminó por consolidar la noche musical de los martes.

Para la siguiente temporada el grupo sufrió con la renuncia de Cox, quien dejó el pueblo. No todo fue malo ya que este mismo año el grupo topó con la suerte de cruzar caminos con la cantante y guitarrista profesional Deblois Milledge, quien ayudó a desarrollar el concepto folk/roots.

El profesionalismo del grupo incrementó en el 2004 con la integración del guitarrista Bill MacPherson, originario de California y graduado en música de la Universidad de Berklee. MacPherson inició como solista tocando jazz en el Hotel Harbor Reef, pero rápidamente su amor por la buena música lo llevó a compartir su talento y se convirtió en una excelente adición al proyecto de los martes.

El buen momento del grupo convenció al baterista John Victor para importar su equipo a Nosara y sin dudarlo se unió al elenco estelar recordando sus días en la universidad, donde llevaba el ritmo para un grupo de jazz. Con la disponibilidad de un buen baterista, Macpherson pasó a los bajos y Coen se quedó con la guitarra principal. «Los bajos y la batería son un poderoso complemento», menciona Victor, quien decidió mudarse a Nosara hace 8 años después de enamorarse del surf, la pesca deportiva y su gente.

Davis acaparó la guitarra secundaria y la percusión alternando según la pieza, y con un legado de cantantes se le dio nombre a la banda. Nació entonces «The Medicine Show».

La popularidad alcanzada los llevó a tocar otros días de la semana y crearon una gira semanal pasando por otros bares y restaurantes como Blew Dogs (ahora Kaya Sol) y Hotel Casa Tucán.

Coen y Davis continuaron desarrollando y experimentando nuevas destrezas musicales e instrumentos. The Medicine Show atrajo un sin número de cantantes talentosos que rockearon Nosara hasta más no poder hasta el año 2009.

La alineación usual de la banda fue descontinuada con la salida de Macpherson, quien dejó el pueblo. Los integrantes pasaron a ayudar en otras bandas incluyendo Kokopelli, liderada por el cantante Jason Wilcox; Chorotega, del guitarrista y cantante Juan Peregrino y la más reciente consolidación: The Head High Band con el cantante Darrin English.

English, quien tuvo algunas participaciones cantando para The Medicine Show en su momento, manejó hasta Nosara desde Texas hace cinco años, trayendo consigo no sólo su buena voz, sino una camioneta llena de equipo de sonido, que también pasó a incrementar las arcas de la banda.

Suelo Fértil para Nuevo Talento Musical

Con un público que reconoce el talento musical sumado a una variedad creciente de nuevos centros de reunión y siete noches de la semana para celebrar, Nosara ofrece suelo fértil para músicos residentes y visitantes.

El músico y artista Paul DaCosta llegó a Nosara hace tres años desde Londres, «por un descanso», e inmediatamente fue acogido por la escena musical local. Paul nos ha deleitado con sus melancólicas creaciones como solista y también formando parte de diferentes bandas locales. En este momento está formando una nueva banda que sin duda agregará una nueva dimensión a la vibra musical de nuestro pueblo. Como DJ principal en el Bar La Banana, Paul lee las necesidades del público y propone mezclas desde su inventario de electrónica, trip hop, lounge, drum& bass y reggae.

Una nueva intérprete se unió a la escena este año. La cantautora Cristi Massey nos presenta su excelente material como solista o con otros colaboradores. Uno de ellos, el señor Ben Tyson le ofreció su habilidad en la guitarra y a menudo tocan juntos en el ya cerrado restaurante The Rising Sun. Era común ver a Ben en el escenario con otros músicos en su restaurante. «Hay muchas oportunidades para tocar música aquí. Creo necesitamos más músicos en Nosara, es importante contar con variedad», describe Tyson.

La joyera Jen Stone se transporta con su guitarra y canciones a varios eventos de la comunidad, como exhibiciones de arte. También es reconocida por sus presentaciones en el Restaurante Il Basilico.

Algunas de las mejores presentaciones de esta temporada se le reconocen al talentoso tecladista, guitarrista, bajista y cantante argentino Hernan Olalla. Él se presentó con MacPherson y otros como la vocalista de jazz Laurie Martier de Carolina del Norte

No se pierda las últimas noticias de Guanacaste.

Suscríbase a nuestro boletín

Comentarios