Regional, Nosara

MINAE reclama terreno en la entrada a Playa Guiones y espera fecha de juicio

This post is also available in: English

Parece el lugar perfecto para establecer un negocio: justo en la esquina de la entrada principal a Playa Guiones, por la calle del Hotel Café de París y después de la oficina de la Policía Turística. Tanto los turistas como locales pasan por allí cuando van a surfear, nadar o ver el atardecer. Hace unos años, este terreno estaba vacío. Se había hablado sobre construir en él una oficina del Ministerio de Ambiente y Energía (MINAE) para así proteger el Refugio de Vida Silvestre Ostional pero, debido a problemas con el presupuesto y el derecho sobre la tierra, el proyecto nunca pudo llevarse a cabo.

Ahora el lote es un avispero de actividad: ventas de artesanías, comida, servicios de transporte y de tours, así como alquiler de vehículos todoterreno, tablas de surf y más. Debido a la instalación de los servicios básicos de agua, electricidad y telefonía, y puesto que los negocios portan patentes, todo parecería estar en orden. Sin embargo, un expediente legal sobre el uso del terreno se encuentra en proceso, pues el MINAE afirma que mucho de ese terreno debe ser propiedad pública que se encuentra dentro del Refugio. Por tanto, el MINAE ordenó el cese de las actividades.

El primer negocio en abrir un local en el lote fue Cacho’s Surf, en el 2011, y después le siguieron puestos de comida, artesanos y un mercado orgánico. En el 2013, justo a tiempo para el inicio de la temporada alta, más negocios abrieron sus locales en el terreno.

Contando con un acuerdo de alquiler de 3 años, Puro Tico Tours construyó una pequeña oficina y un cercado donde guardar los vehículos que alquilan. De igual manera, Nosara Transportes, anteriormente localizado en el centro comercial junto a la panadería Café de París, se trasladó al lote, y comenzó a ofrecer tours y servicios de transporte, con un vehículo recreativo como oficina.  

José Mendoza, uno de los asociados, dijo que este lugar es una opción más económica en comparación con la anterior oficina. “Este punto de acá es lo más perfecto que hay, tiene más accesibilidad al cliente de turismo”, indicó.

Según el Registro Nacional, el lote en cuestión fue registrado el 3 de diciembre del 2003 con una área total de 3,239.79 metros cuadrados. El dueño de la propiedad aparece registrado como Inversiones Nicoya Sociedad Anónima y Casa de Olas Limitada (Ltda).

Norma Rodríguez, gerente de las áreas protegidas de la oficina regional del SINAC,  Área de Conservación del Tempisque (ACT), dijo que más del 50% del terreno se encuentra dentro del Refugio de Vida Silvestre de Ostional, por lo que nunca debió haberse registrado como propiedad privada.

“Efectivamente se le ha puesto denuncia por las construcciones hechas y se han mandado notas para la paralización de las obras. A lo cualaparentemente no hanhechocaso”, dijo Rodríguez.

La denuncia la interpuso la oficina de Ostional del MINAE en contra de Juan Manuel Alvarado Víquez, conocido localmente como Chapa, el 24 de mayo del 2011, después de que se construyera la estructura con forma de rancho en una de las esquinas de la propiedad. El 3 de agosto del 2011 se agregó un addendum a la denuncia después de la instalación de un medidor de luz, y el 17 de enero se agregó otro que contemplaba la construcción de un piso de concreto y dos hileras de block de cemento.

Según el mapa adherido a la denuncia, el límite del refugio atraviesa diagonalmente este lote, e incluye la entrada al camino que pasa por la parte trasera de la propiedad, la esquina en donde se localiza Cacho y una gran parte del resto de la propiedad que se extienden hacia el camino, exceptuando una porción triangular de tierra junto a la Plaza Guiones.

Dos años más tarde, el 15 de abril del 2013, la fiscalía de Nicoya solicitó al MINAE que realizara otra inspección para determinarsi la propiedad se encontraba usurpada y si la construcción se mantenía en pie. El MINAE presentó un reporte el 5 de julio del mismo año en donde se afirmaba que el rancho permanecía intacto y que se habían construido unas gradas para acceder a la segunda planta.

Actualmente, según el departamento de prensa de la fiscalía, el expediente está en el Tribunal de Justicia de Nicoya donde la fiscalía ha planteado una acusación por infracción de la Ley de Conservación de Vida Silvestre y se espera tan sólo que la Corte fije una fecha para el juicio.

Carlos Hernández Rosales, quien dirige la oficina del MINAE en Ostional, indicó que están buscando asesoría legal con respecto al uso del terreno, pues “se observan anomalías en cuanto al plano de ubicación de estas propiedades y probablemente su inscripción”.

Él agregó que “en cuanto a los vendedores de artesanía y otros tiliches, éstos no cuentan con ningún permiso de operación dentro del refugio”.

Además, Cristian Soto, jefe de la oficina de patentes, indicó que la municipalidad dejó de otorgar el año pasado permisos para realizar ventas ambulantes en el cantón. Por tanto, ninguno de los artesanos que venden sus productos en la calle cuenta con un permiso.

Con respecto a los otros negocios, la municipalidad no puede afirmar si tienen permisos porque, según Soto, varios problemas con su vehículo y la reorganización de inspectores les han impedido visitar los negocios. Soto explicóoque, como los permisos pueden registrarse a un nombre diferente que el del negocio, la unica manera de  garantizar que todo estégen orden es mediante una visita física al local.

La Voz contactóaa Juan Manuel Alvarado Víquez y le preguntó sobre su posesión y uso del terreno. Alvarado indicó que él no es el único dueño del lote, y mencionó a tres dueños. También dijo que el registro está en firme. Sin embargo, Alvarado se abstuvo a opinar sobre el tema.

De igual manera, su hermano, Jorge Manuel Alvarado Moreira, a quien se contactó por teléfono, tampoco quiso referirse al tema. Sin embargo, él sí mencionó que el terreno no le pertenece a él ni a su hermano, sino a una sociedad conformada por ocho personas y que sí existen permisos de construcción.

Alvarado Moreira ha sido implicado en otros casos por estafa en bienes raíces. El 11 de marzo del 2010, este fue sentenciado a 3 años de prisión por el Primer Circuito Judicial de San José por uso de documentos falsos y fraude con respecto a la venta de una propiedad en Playas de Nosara cuyo dueño era Harry Kai Kaukonen. Sin embargo, la sentencia aún no ha quedado en firme.

 

Reciba de forma gratuita el resumen de las noticias más importantes de Guanacaste.

Dejanos tu correo

Comentarios