Regional, Medio Ambiente

Senara elige no cobrar canon que protege el agua a más de mil productores

This post is also available in: English

Todas las personas que utilizamos el agua pagamos, cada trimestre, un canon o impuesto para financiar la protección del recurso hídrico del país, pero en Guanacaste hay 1.083 productores que no lo pagan porque, desde hace 13 años, el Senara no se los cobra.

La tarifa corresponde al Canon por Concepto de Aprovechamiento de Aguas del Ministerio de Ambiente y Energía (Minae) y la Dirección de Aguas del Minae calcula que el Estado ya ha perdido unos ¢550 millones.

En el 2017, la Procuraduría General de la República (PGR) indicó que el Senara (Servicio Nacional de Aguas Subterráneas) debía cobrarles a los productores, porque es el ente que administra el Distrito de Riego Arenal Tempisque (DRAT) al que pertenecen dichos productores. La institución sigue sin cobrarlo.

 

Esto no quiere decir que los productores no paguen del todo por el uso del recurso hídrico, pues sí pagan por el agua que reciben del Senara a través de sus canales de riego. Es decir, lo pagan todo excepto el canon.

Instituciones no se ponen de acuerdo

Senara y Minae no han logrado ponerse de acuerdo. El subgerente general de Senara, Mauro Angulo, piensa que ni su institución ni los usuarios del distrito deben pagar esta tarifa.

“La creación del Senara es mucho más antigua que la del Minae. En aquel momento se le dice al Senara que puede crear y administrar los distritos de riego. Posteriormente, el Minae establece el canon, pero no se hace ninguna modificación a la ley del Senara para decir que tiene que coordinar con el ministerio”, dijo Angulo.

El director de Aguas, José Miguel Zeledón, tiene una opinión contraria, y afirma que dejar de cobrarle a los usuarios del DRAT crea una desigualdad de condiciones con respecto a los productores que están fuera de ese distrito de riego que sí pagan.

“Mientras unos pagan por el agua que usan, hay otros que no pagan nada y le dan grandes usos al recurso hídrico”, alegó Zeledón en entrevista con este medio.

Otro de los opositores a este cobro es el presidente de la sede en Cañas del Sindicato Unión Nacional de Pequeños y Medianos Productores Agropecuarios (Upanacional), Gerardo Carballo.

Su agrupación tiene, según Carballo, unos 17.000 afiliados en todo el país. En la sede de Guanacaste están inscritos productores de Cañas, Abangares y Bagaces que están dentro del DRAT.

Para Carballo, los montos del canon “son altos” y pagarlo afectaría la productividad de los pequeños y medianos usuarios de este distrito de riego.

¿Qué tan caro es realmente? En el sector agropecuario, cada metro cúbico (m3) de agua cuesta ¢1,48, según la tarifa del canon actualizada este 2019 por Dirección de Aguas.

El monto que debe pagar cada productor se obtiene multiplicando la cantidad de m3 utilizados por el costo de cada uno, según el decreto de creación del canon,

Por ejemplo, una hectárea de cultivo de melón utiliza un aproximado de 28.800 m3 de agua al año, según calcula Zeledón. Si utilizamos el valor de cada m3, cada productor de melón debería pagar aproximadamente ¢42.700 al año por hectárea de cultivo.

Sin embargo, no todos los productores están rotundamente opuestos. La jefa del departamento ambiental de Azucarera El Viejo, Laura Agüero, confirmó que está enterada de la posible implementación de este canon y que no se opondrán al cobro, aunque considera que afectará su producción.

“Cualquier otra carga impositiva no sería la mejor para efectos productivos; sin embargo si el gobierno decide cobrar un canon, seríamos respetuosos de lo que ellos decidan”, comentó Agüero.

¿Por qué no pagan?

Inicialmente el Senara, como administrador del distrito de riego, asumió el pago del canon de todos los usuarios y le transfería la cuota de su propio dinero al Minae. Pero a partir del 2010, dejó de hacerlo.

Ese año, el abogado de la institución revisó la Ley de Creación del Senara y concluyó que no les correspondía continuar pagando, explicó Angulo.

En el 2017, el Minae le consultó a la PGR quién debía pagar el canon. La resolución C-218-2017 indica que Senara no debe pagar el canon “de su bolsillo” pero que sí debe cobrarlo a los productores y transferir el dinero al Minae.

El subgerente del Senara dijo en julio que iban a consultar a la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep) cómo cobrarles la tarifa a los productores, pero la encargada de comunicación de Aresep, Carolina Mora, aseguró a finales de setiembre que su institución no ha recibido dicha solicitud.

¿Quién pierde en esta historia?

El dinero que no le cobran a los productores iría para el Minae, que debe invertirlo en proyectos para la conservación del agua en todo el país.

Entre el 2016 y lo proyectado para el 2019, el Minae estima que recibió ¢22.176 millones por el cobro de este canon en las facturas del resto de la población costarricense.

Zeledón asegura que no recibir dinero de los usuarios del DRAT merma la inversión que hace el gobierno en el recurso hídrico de la provincia.

“Todas las acciones en conservación, medición y monitoreo del agua se están viendo disminuidas. Un ejemplo es la parte de Tilarán que está en la cuenca del Arenal; queremos protegerla pero no hemos podido trasladarle recursos”, expresó Zeledón.

Para el director de Aguas, el conflicto es solamente entre el Senara y el Minae y la culpa no es de los productores; pero argumentó que, sin este pago, las empresas dentro del DRAT están funcionando “de forma ilegal”.

El ministro de Ambiente, Carlos Manuel Rodríguez, opina igual pero sugirió, en un oficio del Minae, que tomará medidas legales contra los usuarios en caso de que el Senara no les cobre el canon.

“En primera instancia, valoramos abrir un proceso para que dejen de usar agua. Si no son obedientes [y siguen sin pagar] podríamos acusarlos por desobediencia a la autoridad o por usurpación del recurso hídrico”, dijo Zeledón.

Angulo, subgerente del Senara, señaló la medida que pretende tomar el Minae como “muy irresponsable”.

Según él, si el Minae logra ganar el proceso para que dejen de usar agua, dejaría a los productores sin trabajo y dañaría los canales de riego del distrito.

“¿Qué haríamos con todas las aguas que están en el embalse de Cañas? ¿Las tiramos todas al río y no metemos nada de agua al canal? Si eso pasa se dañarían las estructuras del canal”, dijo Angulo.

No se pierda las últimas noticias de Guanacaste.

Suscríbase a nuestro boletín

Comentarios