Comunidad

Vecinos se unieron para limpiar playa Brasilito tras derrame de combustible

This post is also available in: English

Cuando los vecinos de Brasilito se levantaron este lunes 31 de octubre, encontraron la playa cubierta de escombros y combustible. Un barco pesquero chocó con un arrecife, según la versión del capitán, quedó totalmente destruido y derramó unos 5.000 galones de diesel en el mar.

 

Para la mañana del miércoles, los vecinos se unieron y decidieron limpiar la playa, pues ya tenían dos días de estar respirando el olor del diesel derramado en el mar.

 

“Había muchos escombros del bote por toda la playa. Todo lo que contenía el barco se perdió en el mar, especialmente en Brasilito donde hay mucho oleaje, contó Marie-Cécile Béal,  directora del Instituto de Oceanología que trabaja en la zona.

 

Hoy, la playa ya se encuentra limpia por el trabajo de voluntarios de la zona, quienes fueron convocados por el Instituto y algunos negocios locales.

 

Sin embargo, la mayor preocupación y la que les produce mayor incertidumbre es el efecto del combustible diesel que la embarcación utilizaba.

 

¿Qué daños dejará el derrame?

 

Los especialistas y las autoridades coinciden en que el diesel se evapora con facilidad y que no se disuelve en el agua, por lo que el daño será poco. Sin embargo, todavía hay especies marinas en peligro.

 

El especialista en oceanografía química del Centro de Instrucción y Capacitación Marítima (CIMAR) de la Universidad de Costa Rica (UCR), Jenaro Acuña, explicó que el daño provocado por un derrame de diesel es mucho menor al que provoca un derrame de petróleo, ya que sus efectos son temporales.

 

“No se mezcla con el agua entonces se va a ir evaporando”, dijo.

 

Tanto él como Nelson Soto, de la Dirección de Navegación y Seguridad del Ministerio de Obras Públicas y Transportes (MOPT), esperan que el daño ambiental en la zona no sea grave.

 

Las especies que sí estarían en peligro son el plancton, zooplancton y citoplancton, que podrían morir tras ingerir el diesel. Además, algunos peces podrían resultar intoxicados.

 
“Por ahora no se han visto peces muertos y desde el miércoles el agua desde la costa parece limpia, pero el lunes y el martes había una superficie de combustible. No sabemos cuál va a ser el nivel de contaminación de los moluscos, los crustáceos y otras especies”, aseguró Béal.

Víctor Ruiz, un comerciante del lugar que también es científico marino, expresó que su mayor preocupación es el viento que ha habido estos días y que ha provocado que el diesel se quede en la bahía y se vaya hacia la zona de Puerto Viejo.

  

A pesar de que no se ha reconocido un impacto grave en el ecosistema, tanto para los expertos como para los vecinos del lugar, la reacción de las autoridades para atender el accidente fue más bien lenta y va a ser un elemento determinante en las consecuencias que finalmente provoque el derrame.

 

“Ahora están actuando, pero el problema es que tenían que actuar desde el momento del accidente, el impacto se podía mitigar. El lunes no estuvieron, hicimos la denuncia ante el MINAE, y tardaron hasta ayer (miércoles) para limpiar”, lamentó Béal.

 

En la zona de Brasilito hay tres esteros y un manglar, y se puede encontrar la presencia de diversas especies como tortugas, ballenas, delfines, tiburones y muchas aves. Según Béal, en el Instituto han hecho un registro con los vecinos que hasta el momento contabiliza ya 500 especies distintas entre animales y plantas.

No se pierda las últimas noticias de Guanacaste.

Suscríbase a nuestro boletín

Comentarios