Regional

Vanessa Quirós: “En el arte y en la vida hay que creérsela”

This post is also available in: English

“En el arte y en la vida hay que creérsela” para triunfar. Esta es la frase que describe la carrera de Vanessa Quirós, artista liberiana que ya vende sus pinturas en hoteles como el Four Seasons.

La joven de 28 años se especializó en esgrafiado, una técnica de grabado sobre fibran, un material parecido al plywood.

Aunque nació en Liberia, desde los cinco años vive en la comunidad de Islita, en el cantón de Nandayure, donde desarrolló su talento natural para crear obras de arte. Además, Vanessa es egresada de la Universidad Nacional donde estudió gestión empresarial en turismo sostenible.

¿Desde cuándo pinta y por qué se decidió por el esgrafiado?

Desde que estaba en la escuela. Nunca he estudiado arte, pero me sale natural.  La técnica del esgrafiado la aprendí de mi maestra Loida Prétiz. Esta consiste en moldear, lijar y grabar en un material llamado fibran, que es similar a la madera. La idea es que cada línea separe los colores y eso le da un efecto de tercera dimensión. Un día se me ocurrió hacer un acercamiento de un ala de una mariposa, mi maestra me dijo que era como un abstracto y desde entonces me especializo en los acercamientos.

¿Hasta dónde han llegado sus obras?

Mi pintura estuvo en el certamen Hagamos Yunta del Ministerio de Cultura en el 2015. Yo hice un acercamiento de una carreta que representaba la tradición del boyero. La pintura fue seleccionada entre los primeros finalistas y estuvo en la galería del museo de Patrimonio Cultural. Además, he vendido muchas pinturas que decoran algunas habitaciones de hoteles como el Four Seasons y el Punta Islita.

¿Se puede vivir del arte o hay que complementarlo?

No se puede depender solo del arte, al arte hay que complementarlo con algo más. Por ahorita, mi esposo y yo estamos abriendo un restaurante llamado Boqueria Don Ramiro, aquí en Islita, donde queremos promover el arte, la tradición y la vida. El restaurante fue pintado por mí y adentro hay una galería donde expongo mis obras. Creo que no es cierto lo que dicen que nadie es profeta en su propia tierra. Eso es mentira: el que es bueno aquí, es bueno en todo lado. Lo que tiene que hacer es creérsela, en el arte y en la vida hay que creérsela.

¿Cuál es el sueño de artista que le falta por cumplir?

Sueño con estudiar bellas artes en la UCR. Mientras, sigo aprovechando todas las oportunidades que aparezcan de ir a otro lugar a pintar y aprender, como París, donde están los mejores museos del mundo. Me encantaría ser una referente artística nacional. Siento que esos dibujos son un pedacito mío y mi arte va a ir creciendo conmigo. 

Reciba de forma gratuita el resumen de las noticias más importantes de Guanacaste.

Dejanos tu correo

Comentarios