Nicoya, Nosara, Medio Ambiente

Fiscalía Ambiental investiga al propietario del rancho en Garza construido en Zona Marítimo Terrestre

This post is also available in: English

El Ministerio Público investiga al dueño del rancho construido ilegalmente en playa Garza de Nosara, el estadounidense David Mark Lesman. Así lo confirmó el departamento de prensa de la institución a La Voz de Guanacaste. 

La investigación (expediente 19-000017-1791-PE) está a cargo de la Fiscalía Ambiental de Santa Cruz, que en este momento recolecta y analiza las pruebas como parte de la etapa preparatoria del caso. 

Según el Artículo 229 del Código Penal, el delito de usurpación de bienes de dominio público es castigado de tres meses a cuatro años en prisión. De resultar culpable, el implicado deberá pagar los gastos incurridos por la municipalidad al demoler la obra. 

Lesman actualmente no vive en el país y afirmó a este medio que desconocía la investigación en su contra. 

La Ley de Zona Marítimo Terrestre (No. 6043) señala que nadie puede construir en los 50 metros públicos de la costa. 

En febrero del 2019, La Voz de Guanacaste reveló expedientes municipales que demostraban que Lesman construyó una gran parte del rancho justamente en el área pública de la playa. La investigación también indicó que la obra continuaba pese a tres órdenes de clausura.

Aunque en Garza hay varias propiedades con construcciones que sobrepasan este límite, muchas de ellas existen desde antes de que se publicara la ley, hace más de 40 años. Según el mismo Lesman, él compró la propiedad a finales de los ochenta. 

Nicoya todavía no tiene un plan regulador para Garza por lo que cualquier construcción allí es ilegal. De hecho, ningún vecino del rancho tiene concesiones ni permiso de hacerle ampliaciones mayores a sus casas. 

La alcaldía de Nicoya lleva ya más de un año sin resolver el problema. El departamento de control constructivo de la Municipalidad de Nicoya le recomendó a la alcaldía que clausuraran y demolieran la obra, pero  el edificio sigue en pie hasta la fecha de esta publicación. 

El jefe del departamento, Josué Ruiz, dice que siguen haciendo visitas regulares para asegurarse de que las obras no avancen mientras esperan una respuesta de la alcaldía y, ahora, de la Fiscalía.

Pausamos [por tres meses] el seguimiento debido al cambio de administración, pero ya volvimos a hacer las inspecciones”, confirmó el coordinador. 

Más de un año en investigación

En julio del 2019 La Voz de Guanacaste contactó a Lesman por Facebook. En ese momento, el hombre de nacionalidad estadounidense aseguró que él tiene pruebas de que hizo pagos a la municipalidad sobre la propiedad, sin embargo nunca suministró tales documentos. 

Lesman habló por segunda vez con La Voz de Guanacaste el 7 de junio de este año. Nuevamente afirmó que dio más de medio millón de dólares a autoridades municipales sobre la propiedad, aunque nunca recibió respuestas de los pagos. También dijo que «las autoridades» sabían sobre la construcción del rancho. 

[En la municipalidad] me dijeron que lo construyera. Que a la ciudad le encantaría tener un rancho al estilo costarricense que todo el mundo pudiera usar”. 

La Voz de Guanacaste le solicitó los documentos que comprobaran los pagos que él afirma que le dio a los funcionarios de la muni, pero al cierre de esta publicación, Lesman no había enviado ningún archivo. 

El 4 de noviembre del 2019 el exalcalde de Nicoya, Marco Jiménez, dijo durante una sesión del concejo municipal que desconocía sobre algún tipo de pagos o permisos otorgados a esta persona. 

En esa sesión, aseguró que había asignado a dos funcionarias de la Muni para investigar las irregularidades del caso y presentar un informe. Las funcionarias aún no le han presentado nada al Concejo, confirmó el Asesor legal del Concejo, Gerardo Carvajal. Este medio trató de contactarlas para saber el avance de la investigación interna, pero una no respondió y otra está con licencia por maternidad. 

En noviembre, los regidores del concejo municipal acordó no discutir el tema del rancho hasta que la municipalidad finalizara el informe.   

El 25 de mayo el ente debatió sobre la evacuación y demolición de varias construcciones improvisadas dentro de la Zona Marítimo Terrestre, pero el presidente del concejo, Martín Reyes, y el encargado del departamento de control constructivo, Josué Ruiz, aseguran que el rancho de Garza no está incluido en estas propiedades. 

Irregularidades en departamento de ZMT

El exencargado de la ZMT en la muni, Juan Carlos Oviedo, había solicitado a la Asada de Garza y al Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) que instalara servicios en la parcela del rancho. El mismo departamento que él dirigía era el que debía parar esa construcción. 

Sobre esto, Oviedo aseguró en un oficio enviado al departamento de Control Constructivo que Lesman “es ocupante de la parcela desde hace 20 años”.  Lesman no puede ser ocupante de la propiedad debido a que la compró casi una década después de la ley. 

El departamento jurídico de la misma municipalidad calificó los hechos como irregulares en un criterio jurídico en abril del año pasado, pero que fue dado a conocer dos meses después porque un funcionario del departamento legal se había ido de vacaciones.

El abogado, Humberto León, analizó el expediente de Lesman a petición de la vicealcaldesa Adriana Rodríguez, quien buscaba un respaldo legal para demoler la construcción ilegal.

Oviedo, quien ya está pensionado, también negó a La Voz de Guanacaste las acusaciones en julio del año pasado. 

Lo que se hizo, se hizo a derecho. Todo está bien y no hay ningún problema”, dijo al medio ese entonces. 

Actualmente el exencargado no está bajo ningún tipo de investigación. Si Lesman es declarado culpable, la Fiscalía podría abrirle un expediente propio para analizar su participación en el posible delito. 

No se pierda las últimas noticias de Guanacaste.

Suscríbase a nuestro boletín

Comentarios