Regional, Cultura

Mientras Costa Rica se independizaba de España, ¿qué pasaba en Guanacaste hace 200 años?

This post is also available in: English

Este mes, desde Guatemala hasta Costa Rica en Centroamérica celebramos el bicentenario de nuestra independencia. Durante estas fechas vemos imágenes de papeles amarillentos con manuscritos casi imposibles de leer, noticias sobre fechas lejanas, frases, reflexiones y pinturas de personajes que muchas veces no sabemos reconocer. 

Para aclarar todas nuestras dudas conversamos con el filólogo y genealogista Mauricio Meléndez, y tomamos un poco de distancia de lo ocurrido en Cartago hace 200 años para que nos explicara qué pasaba en la provincia que hoy conocemos como Guanacaste. Pero primero debemos responder otra pregunta.

¿Qué era el Partido de Nicoya?

Fue una unidad político administrativa del periodo colonial español que existió de 1787 a 1824.

Se encontraba separado de la Provincia de Nicaragua por el Río La Flor, que está ubicado unos 30 kilómetros al norte de La Cruz, y de la Provincia de Costa Rica por el río Tempisque.

Surgió de lo que antes se llamó Alcaldía Mayor de Nicoya. El partido de Nicoya era una gobernación menor y dependía financiera pero no políticamente de la Intendencia de León, Nicaragua. Tenía una gran independencia incluso para tomar decisiones políticas sobre la región.

La Diputación Provincial de Guatemala declara la independencia de España el 15 de septiembre de 1821 y envió esta noticia a León.

Ahí, la Diputación Provincial de Nicaragua y Costa Rica tomó la decisión de también declarar la independencia al Gobierno español.

Esta Diputación que incluía a Nicoya tenía siete diputados: cuatro de Nicaragua, dos de Costa Rica y uno de Nicoya: el coronel Joaquín de Arechavala.

La independencia del partido de Nicoya ocurrió al mismo tiempo que la de Costa Rica y el resto de países centroamericanos: el 28 de setiembre de 1821, cuando se firmó el Acta de los Nublados.

Acta de los Nublados del Día. Cortesía: Mauricio Meléndez

¿Quienes habitaban la zona en 1821?

Meléndez es además el presidente de la Academia Costarricense de Ciencias Genealógicas y trabajó en la publicación de una revista de la academia llamada “El origen de los guanacastecos: la familia Viales y los firmantes del acta de anexión”, que explica quiénes fueron nuestros antepasados.

Esta investigación revisó 2.792 bautizos en Nicoya desde 1783 hasta 1804 y determinó que un 73,5% de las personas bautizadas eran mulatas (aunque así son citadas en los documentos, usan esta palabra para referirse a los zambos: mezcla de una persona indígena con una persona negra), 20% eran indios, 1,1% españoles, 0,3% mestizos y 2,5% no tenía categoría, es decir, no recibió una categorización socio racial por el sacerdote.

¿Cómo llegaron nuestros antepasados negros y qué pasó antes de 1783?

Es difícil saberlo. En el año 1767 hubo un gran incendio en el Cabildo de Nicoya y toda la documentación se quemó. En 1783, solo dieciséis años más tarde hubo otro incendio en el antiguo convento donde estaban todos los documentos sacramentales de Nicoya: partidas de bautismo, de matrimonio, expedientes matrimoniales, juicios que tienen que ver con la Iglesia, etcétera.

Si Nicoya fue conquistada por los españoles en 1524, esos dos incendios en Nicoya dejaron una laguna de información de más de 200 años.

Lo que sí sabemos es que los mulatos que se asentaron en los alrededores de Nicoya empezaron a establecer pequeñas haciendas ganaderas y a finales de 1700 ya competían con las de Rivas, de Nicaragua, en cantidades de ganado.

Corral El Viejo, Guanacaste.
Corral El Viejo, Guanacaste. Cortesía: Mauricio Meléndez

¿Cuáles fueron algunas de las familias más poderosas?

El registro más antiguo es de la familia de Francisco Javier Viales Abarca y Margarita Moraga Ramos. Se casaron en 1746, aproximadamente, y son citados casi siempre como afromestizos y mulatos. 

Esta familia llegó a ser muy poderosa en la región de Nicoya, tan poderosa como las de Rivas. Hubo familias rivenses que tenían haciendas en Guanacaste pero venían solo durante algunas temporadas y las dejaban a cargo de sus sirvientes. 

Los Viales, al estar en el territorio nicoyano, comenzaron a empoderarse y a tomar decisiones sobre la región.

Otra familia importante fue la Briceño. Existen registros de unos hermanos Briceño que llegaron desde Rivas y se casaron con las hermanas Viales cerca de 1750.

Partida Matrimonial de Agustín Briceño y Francisca Gómez. Cortesía: Mauricio Meléndez

Los miembros de familias como los Viales y los Briceño, ya en la época antes de la de la independencia, eran citados como “don”, que corresponde a la categoría de hidalguía (la nobleza más baja). 

Les llamaban así por el poder que habían adquirido, posiblemente por su apariencia y por la compra de vestimenta que era típica del español. Así empezó el ascenso social que luego se concretó con la anexión de Nicoya a Costa Rica, una decisión que no alegró a todos.

¿Cómo era la relación del Partido de Nicoya con Nicaragua y Costa Rica?

Un gran sector de Nicaragua siempre pensó que Nicoya era parte de su territorio por una cuestión genealógica. En la época colonial este lugar era habitado por familias que llegaban de muchos lugares, pero principalmente de Rivas. 

Liberia, que en esa época se llamaba Guanacaste, albergaba una gran cantidad de afromestizos llegados de Nicaragua, que trabajaban en las haciendas de las familias rivenses.

Aunque no existía una “hermandad” entre la población de Nicoya y Costa Rica, su gente sí lo consideraba más estable que Nicaragua, que en ese momento atravesaba guerras civiles violentas y duraderas.

Desde Nicoya veían esa inestabilidad con atención, por eso una de las peticiones que hizo el Partido de Nicoya a Costa Rica en el acta de la anexión que se firmó en 1824 fue apoyo militar, ya que solo contaban con “26 fusiles inútiles para defenderse».

Copia del acta de la Anexión del Partido de Nicoya a Costa Rica (25 de julio de 1824). Archivo Nacional de Costa Rica.

Otro punto que tomaron en consideración para incorporarse fue el comercio. Puntarenas estaba mucho más cerca que el puerto de Corinto, al norte de Nicaragua. 

El Partido de Nicoya pidió una “participación inmediata y recíproca de los beneficios y adelantos que se palpan en Costa Rica”, porque desde tiempos coloniales Nicoya era una región muy olvidada. Esta es otra razón por la cual buscaron anexarse a Costa Rica: “estado de indigencia en que se hallan los pueblos del Partido”.

Hay personas que aseguran que la anexión del Partido de Nicoya es producto de una decisión familiar. Otros, como el Doctor en Historia Víctor Hugo Acuña, lo explican como un proceso de fuerzas políticas? Así lo explica en su reseña sobre el libro “Nicoya: Su pasado colonial y su anexión o agregación a Costa Rica”:

La anexión no puede ser entendida como un simple asunto decidido por los habitantes del antiguo Partido de Nicoya, ya que fue un proceso en el cual intervinieron las autoridades federales y los estados que se disputaban ese territorio.

Comentarios